Alejandro Pernas es quien dirige la fábrica Sastrería González y la firma Duggan. Sin duda, es uno de los referentes más importantes en lo que respecta a la sastrería industrial, y a la línea clásica masculina de trajes, sacos, camisas, pantalones y accesorios.

La empresa no sólo fabrica para las marcas más importantes de indumentaria masculina sino también tiene locales de la firma internacional Rochas, y en la Avenida Asamblea 235 (CABA) tiene un local de venta mayorista para compras ágiles y rápidas. Sus prendas están en los mejores locales de moda masculina de todo el país. Es muy común recorrer los centros comerciales de la Argentina y encontrarse con sus colecciones en las tiendas más importantes.  

Duggan se caracteriza por presentar colecciones conformadas por sacos que acentúan lo moderno en sus diseños. La propuesta apunta a abarcar un mercado cambiante en los últimos años, el segmento de indumentaria  joven. El cambio de imagen de la marca también complementa la estrategia de diseño, modelos más informales que acentúan  la innovación.  

Duggan se adelanta y se impone a la tendencia fashionista con respecto a la indumentaria masculina formal. La estética supo renovarse y definirse, inspirándose en el hombre moderno, en constante movimiento y con un decidido interés por verse bien y sentirse a la moda.

Las siluetas acentúan y modelan el cuerpo. En la actualidad, los hombres usan las camisas ajustadas y pantalones chupines. Predominan los looks descontracturados, sin corbata. De este modo, la indumentaria formal usa a su favor un aire más informal que permite redefinir el concepto de elegancia.

El traje es la prenda icónica del hombre y hoy en día, no sólo  se usa para la oficina o momentos especiales sino que se ha convertido en una prenda ideal para  salir a la noche o ir a tomar algo con amigos. Esta prenda se ha redefinido ya que los modelos varían, y todo depende con qué se los combine.

La elegancia y la seriedad siempre han sido características esenciales del traje masculino pero en estos últimos años, la tendencia ha cambiado  y busca actualizarlo mediante la relajación en las formas y en el fondo, abandonando la rigidez y otorgándole libertad al cuerpo.

Desde Italia, Dolce & Gabbana, Jil Sander y Burberry, algunas de las firmas más importantes de moda masculina,  han presentado sus últimas colecciones. En ellas, se refuerza la tendencia del resurgir de las tres piezas en el traje para hombres. El chaleco se convierte de esta manera en una pieza imprescindible.

Por su parte, Raf Simons presentó una colección marcada por su estilo minimalista.  Cazadoras acolchadas, pantalones de tiro bajo y camisas abotonadas hasta el cuello, son algunas de las prendas que la componen. Los colores vienen planteados en clave blanco, negro y gris básico con concesiones puntuales a un azul eléctrico.

 

En conversación con Ernesto del Burgo, Alejandro Pernas pone especial hincapié en los planes comerciales de la firma y habla del mercado en general.

PI- ¿Qué opinás de cierre dominical?

AP- Nosotros pensamos que lo más importante es la familia. Estamos a favor del cierre dominical de los comercios que no ofrecen servicios de esparcimiento. Es importante darle un corte, los shopping y las grandes superficies en ese sentido nos perjudican.

PI- ¿Se puede creer en la industria?

AP- Claro que sí. Yo soy un fiel creyente en que primero tenemos que invertir nosotros en nuestra industria y también, en nosotros mismos.

PI- ¿Qué me podes decir del mercado textil?

AP- Estamos trabajando mucho pero creo que tenemos que hacerlo de manera más ordenada. Hay una política nacional e industrial que debemos llevar en el corazón de cada fábrica.

 

Alejandro es un joven empresario con sólidas convicciones que cree en la industria nacional.  Punto Indumentaria pudo charlar con él y comprobar la pasión que siente por lo que hace y por el club de fútbol del cual es fanático, River Plate. Su compromiso y su coraje se hacen evidentes gracias al crecimiento de su empresa. Siempre hacia adelante, va por más. Acostumbrado a ganar con los clásicos, como fabricante e hincha.